cris

cris
Con Cristina.

domingo, 4 de abril de 2010

Paris bien vale una misa (advertencia: este post no habla de política)

Estuve seis veces en Paris. Nunca me quedé más de 20 días. Iba de visita a pasar las fiestas de fin de año. Y también pasaba por Paris en el verano, camino al sol de España. Conocí a unos cuantos argentinos. Una amiga cantaba tangos en el subte acompañada por un muchacho

¿Cómo se les dice a los nativos de Madagascar? que tocaba, más o menos genialmente, un acordeón.


Un amigo había sido profesor de castellano y hacía de "bagayeur" o sea llevaba valijas en la estación de tren. El Negro, el único Negro que existe, trabajaba en un boliche de pornografía cerca de la place de Stalingrad. Me acuerdo haberlo visto leyendo el "Le monde" rodeado de montañas de revistas con nombres imaginativos como "Las pipeuses", "Las Salops" y, la mejor de todas, "Violada por un enano negro". Supongo que de haber sido este un blog de esos, el feliz enano de color debería haber sido yo pero, tal vez sea eso una gran desgracia, Bukovski me ha resultado indiferente.


A la vuelta del porno íbamos a comer a un boliche de "cous-cous", teníamos un amigo en BA que venía de Marruecos y que preparaba esa delicia al estilo marroquí pero no se donde anda y no se si ha vuelto a abrir su boliche, si saben algo avísenme. En Paris el cous-cous es al estilo argelino. Por cierto que las señoritas que más me impresionaron venían de esos pagos. Ese fue mi segundo gran error del exilio: no haber ido a Argelia. En Argelia tienen poca agua lo que suena ridículo e inentendible para un porteño pero es así. Tienen una guerrilla terrorista fundamentalista, y algunas cosas más, islámica. Y, para mi lo más importante de todo, tienen algunas de las mejores ruinas romanas, en algunos casos tienen acueductos funcionando.


Si me hubiera tocado vivir allá, era mi idea pero…, tal vez estaría montado en mi camello con alguna de esas muchachas de piel oscura, cabellos color miel y mucha personalidad que conocí en los barrios esos feos, tipo lugano 1 y 2, que hay en Paris.


Nunca subí a la torre Eiffel pero en una diagonal cerca hay una cervecería sensacional con no menos de 100 tipos distintos de birra, en particular un montón de marcas belgas. Conocí a un pintor argentino que vivía en una casa que parecía, seguramente era, de la época de los mosqueteros. Pintaba cucarachas disfrazadas de bailarinas.


Subí a la iglesia del Sacre Coeur que está en un lugar alto que domina toda la ciudad y que es un recuerdo siniestro de cuando aplastaron a la comuna en 1871. Los muchachos subían a la noche y le hacían pintadas que duraban unas horas.


La mejor vista de la ciudad la tuve desde un subte que sale del pozo y va por arriba, no se cual es.
La Notre Dame es hermosa, no entiendo como pueden dar misa ahí y si se fijan en los vidrios son finitos en la parte de arriba y gruesos en la de abajo porque tienen más de 500 pirulos. Cuesta creer que hace mil años pudieran hacer un edificio tan grande y tan bien hecho el lugar huele, obviamente, a momia, a muerte y a velas. A la salida de la catedral hay una playa de estacionamiento y lo mejor para mi fue ver que debajo del estacionamiento había ruinas de casas de los galos de hace 2500 años. Las casas se parecían a casas antiguas de la provincia de buenos aires e incluso a ranchos lindos que vi en la villa. Tenían glorietas con parras y me parece que el clima de la zona era más caluroso, tomaban vino y se dormían ahí. Asterix tenía razón.


De los inviernos de Paris recuerdo, es un decir, interminables borracheras de exilados y de gente que no lo era pero que se asimilaba. Me ha pasado de encontrarme con gente que estuvo conmigo en esas reuniones y a la que no recuerdo en absoluto, capaz de repetir locuras que dije, como habrán notado digo muchas, y que no se de que se trataban.
Me acuerdo bien, por otro lado, de una señorita argentina, del tipo "morena con cabellos de miel" que me quiso llevar hasta Bretaña, en el norte de Francia tierra de Calvados y de cuadros de Gaugin, no fui porque teníamos que ir a dedo en medio del invierno.


Me acuerdo de Andresito. Siendo un adolescente había pertenecido a alguna de las ramificaciones del ERP en rosario. Llevaba armas para los cumpas en su bicicleta. Lo tuvieron más de tres años preso porque tuvo la suerte de caer en el '75. Se dedicaba a la gastronomía, era pinche en la cocina de un hotelito. Para Andresito Paris era el mejor lugar para conocer chicas inglesas que eran la clientela principal del hotel. Los horarios de laburo y la disponibilidad ilimitada de alcohol lo convertían en un bohemio.


Pero más bohemio era Claudio. Lo raro era que por aquel tiempo había cantidad de individuos que llevaban vidas parecidas. Claudio laburaba en el sur de Italia en el verano, cosechaba no se, creo que naranjas, un laburo de mierda pero bajo el sol. En el invierno daban clases de esquí en un lugar llamado Haute Savoie (¿Alta Saboya?). Juntaba unos francos, no había esa basura del euro, y se alquilaba algo en Paris y se quedaba hasta que se le acababa la guita. Claudio era anarquista y siempre discutíamos porque nosotros éramos partidarios de la Unión Soviética.


El as en la manga que teníamos, en todas las discusiones, era que un sistema tan odioso para los europeos no podía ser malo.


Lo que, aunque hayan pasado mil años, sigue siendo cierto.


Claudio llevaba la iniciativa en "expropiaciones". Me acuerdo que yo no quería participar de eso, me daba vergüenza robar botellas de alcohol en un supermercado. Entre otras cosas en Suecia siempre había cámaras que te buchoneaban. Me pidieron que, simplemente, comprara alguna chucheria, que fuera a pagar a la caja y que me demorara un poco. El resultado de nuestra acción revolucionaria fue glorioso: 2 botellas del mejor Calvados que tenían en ese super. No me acuerdo si los super se llamaban "Fnac" o algo tonto como eso. 2 botellas de buen Calvados es una borrachera de lo mejor. Nos fuimos a visitar a un amigo francés, creo que se llamaba Lorent o vaya uno a saber como se llaman estos gringos. El pibe era el hijo de un pastor protestante y nos mandamos a una especie de club que había al costado de la iglesia. Hicimos, ya bastante alcoholizados, unas pizzas. Jugamos al ping pong. Teníamos un televisor en blanco y negro del año del pedo y vimos la película con Charlton Heston donde hace del Cid Campeador.


Les cuento el final. Al final al Cid lo matan pero lo atan al caballo y se lleva puestos a los árabes.


Rinti: "Muchos lectores me han preguntado si la voz canina que aparece en un disco de Pnk Floyd es mía. Tengo que aclarar que no, que es la voz de Seamus un amigo que después tuvo que dejar a los Floyd cuando Roger Waters lo quiso morder y comerle el doggy del plato."

rr


"No te creo, hasta que no den un programa de televisión ficticio que apoye la tontería que me estas diciendo" Homero Simpson.


Estoy preocupado, hace mucho que Reuteman no sale a hacer alguna declaración imbécil.


Binner, Solanas y Juez. La izquierda que se une. Se une a la Sociedad Rural y al Opus Dei.

1 comentario:

  1. No me digas que te pirovaste a la Deneuve.

    ResponderEliminar

Piensa mal y acertarás